Reflexiones sobre su obra.

Cabecera-Reflexiones

Fernando Martín Martín

Universidad de Sevilla

Viendo sus obras, Carini parece estar cumpliendo con el deseo perseguido con tanta insistencia por Arnold Brocklin, esto es, hacer del arte una obra para soñar despierto.

Bernardo Palomo

Crítico de Arte

Y es que , desde un primer momento, la obra de Miguel Carini goza de un trasfondo literario que nos hace transitar doblemente, por una estética sublime, donde todo queda supeditado a un universo metafórico que hace que lo inmediato adquiera un halo trascendente de gozosas presunciones, con evocaciones de aquella tierra tan rica en matices y argumentos, y que el pintor argentino afincado en Granada, nos traslada en imágenes salidas de los intensos recovecos de una memoria personal, así como de la historia, de la cultura, y de un tiempo lleno de magia, poesía y sublime trascendencia.

Antonio Gámez

Universidad de Almería

Si la poesía late en nuestra miradas, Carini también nos provoca con los alardes técnicos que emplea para la elaboración de tan exquisitas imágenes. En este sentido, sorprende la precisión y la limpieza en el dibujo, con un trazo sutil en las líneas, a veces adelgazándolas hasta el extremo con una agudeza visual increíble, que las disuelve en los soportes, instalando constelaciones como notas de un bandoneón con los pasos de un tango perdido en el espacio.

Ver las obras de Carini constituye un antídoto excelente para la avitaminosis que campea hoy día por Internet.

Inmaculada López Vilches

Comisaria y Directora de exposiciones UGR

No puede existir esta obra si no hay un pensamiento profundo que la organice y la dirija, apoyada en un discurso literal o simbólico donde seleccionar cuidadosamente los medios y las configuraciones que la articulen. No puede existir este arte sin un método; al menos no puede existir esta coherencia sin un nexo común. Como puede apreciarse, Miguel Carini es fiel a sí mismo a través de una riqueza abrumadora de sus manifestaciones artísticas: grabados, xilografías, gofrados, dibujo e ilustraciones al pastel, acuarela, tintas, óleos y temples, cerámicas que se muestran aisladas o componiendo series, libros de artista, ilustrando portadas o textos literarios, donde incluso sus cuadernos de viaje merecen una atención especial.

Antonio Enrique

Poeta

No hay tiempo, porque todo es ancestral, ni espacio mismo porque las dimensiones mensurables se  han subvertido en un único plano, un continuum de movimiento que rota sobre sí mismo. Por tanto, lo que predomina en la vasta  y poderosa obra de Miguel Carini es el vértigo. Estos seres, como extraídos de la mente de un dios delirante, un aprendiz de creador, son más bien criaturas apodícticas a la que presta brillo la luz del fin del mundo. Una luz que no se sabe de dónde arranca, de qué astro o satélite. Y ello es porque las ilumina el fulgor de los sueños.

Rafael Trelles

Artista multidisciplinar

Todo lector es un co-creador, pero cuando es un  artista el que lee y relee con la intención clara de interpretar visualmente lo escrito, surge el reto de lograr trascender la ilustración literal para concebir una imagen autónoma que sea capaz de dialogar libremente con su referente. Miguel Carini afronta ese reto con sabiduría e instinto. Sus imágenes no ilustran, más bien parecen brotar de un encuentro con el sentido oculto del poema, la prosa o la canción que ocupa su atención.

Francisco Bautista Toledo

Crítico de Arte

Este artista argentino, seducido por la tierra granadina, rompe el concepto del grabado tradicional, al apropiarse de otros materiales, incorporando un colorido múltiple, profundo, conjugado en todas sus posibilidades, para ofrecer un verso condensado, en letanía eterna. Alcanza confines técnicos vedados a otros, obteniendo piezas de rotunda sensibilidad, inteligencia compositiva, vibración armónica del poema reflejado en la pieza. Miguel Carini interpreta la poesía, la asume y la reescribe, superando el resultado de la fuente original, pues incluye en el grabado el brillo de múltiples imágenes, descubrimientos iluminados en la esencia de la Palabra.

Rodrigo Gutiérrez Viñuales

Universidad de Granada

En esta ocasión la propuesta es  la de invitarnos a tomar parte en un “viaje”, tal como está signado en el propio título  de la muestra, pero un viaje multidireccional. Un desplazamiento que puede tener su inicio o en la obra plástica o en la poesía que la atraviesa, en el artista que la materializa o en el poeta que la inspira, allá en Latinoamérica o acá en España. Un viaje asimismo, al interior del creador, que se halla intensamente habitado por aquel continente aunque él no lo habite físicamente; aunque tenga el cuerpo aquí, su cabeza está allí. Va y viene, viene y va.

Actualizando…
  • No hay productos en el carrito.